Columnas
2008-09-29
3832 lecturas

Luis Casado
especial para G80

¿Quién le habla de qué a quién?

Acabamos de pasar a dos dedos de la catástrofe”. Así habla Nicolas Sarkozy, el ultra liberal presidente de Francia. Como tantos otros antes de él, Sarkozy intenta auto convencerse de que lo peor ya pasó. ¡Pobre! Hiperkinético e ingenuo. O vivillo, anda a saber.

En todo caso consciente del efecto de la crisis sobre miles de millones de seres humanos en todo el planeta, Sarkozy, -como otros jefes de Estado, entre ellos la nuestra-, intenta salvar lo esencial: el capitalismo. De ahí que desenfunde un discurso moralizador, buscador de culpables a los que hay que castigar, único modo de volver al capitalismo de papá cuando no del tata, ese que por alguna razón se perdió en el camino.

Si no hubieses comprendido, Sarkozy te lo explica clarito, clarito. ¿Cual es, hoy por hoy, el problema esencial de la economía? “La principal amenaza que pesa hoy día sobre la economía es el temor”. De ahí que, -padre del año-, Sarkozy nos envuelva en un discursito anestesiante, adormecedor, estad tranquilas buenas gentes, el Titanic es insumergible y por si fuese poco yo estoy al mando.

Más inteligente que Velasco, Sarkozy no esconde que los efectos de la catástrofe se harán sentir en Francia: “Francia está demasiado involucrada en la economía mundial para que se pueda pensar un solo instante que pudiese estar al abrigo de los acontecimientos que sacuden al mundo”.

Lo que por otra parte tiene la ventaja de constituir una disculpa: si las cosas van mal, se debe a la coyuntura internacional. La tan cacareada “responsabilidad” individual desaparece en caso de desgracia.

Más astuto que Bachelet, Sarkozy no olvida pasarle un raspacacho a la comunidad financiera y al mercado, ese dios todopoderoso al que se le rinde pleitesía y adoración en Chile:

Una cierta idea de la mundialización se termina con el fin de un capitalismo financiero que había impuesto su lógica a toda la economía y había contribuido a pervertirla”.

No se puede decir que Sarkozy sea un “rápido”: hace unos treinta años que está en política, al menos seis que ejerce responsabilidades gubernamentales incluyendo el poderoso ministerio de Finanzas, pero hasta ahora no se había dado cuenta de que el “capitalismo financiero (…)había impuesto su lógica a toda la economía y había contribuido a pervertirla”.

Monsieur Sarkozy, por el contrario, inauguró su presidencia con un regalo fiscal de 13 mil millones de Euros a los poderosos. Pero ya sabemos que no es la coherencia la cualidad principal de quienes manejan la manija. Por eso Sarkozy insiste:

La idea de un mercado todopoderoso que no podía ser contrariado por ninguna regla, por ninguna intervención política, era una idea demente”.

Respira profundo, relájate, y relee tranquilamente. No. No es Camilo Escalona que ataca al capitalismo, eso sería aún más demente. Es Sarkozy, un liberal a prueba de balas. Y lo que viene es todavía más sabroso: “La idea de que los mercados siempre tienen razón era una idea demente”.

En otras palabras, desde Büchi a Gonzalo Martner, pasando por todo el areópago de “expertos” económicos que abundan en la copia feliz del edén, quedan informados: el mercado no es la mejor herramienta de asignación de recursos en la economía, ni el mejor vehículo de distribución de la riqueza, ni el instrumento más eficiente para generar empleo. Quién crea lo contrario es defensor de “una idea demente”. Sarkozy dixit.

Sarkozy que, con una tremenda cara de “yo no fui”, lanza acusaciones urbi et orbi aprovechando el pronombre personal indefinido “on”, que en francés se utiliza para nombrar a todo dios y a nadie:

Durante varios decenios se crearon las condiciones en las cuales la industria se encontró sometida a la lógica de la rentabilidad financiera a corto plazo”.

Se financió al especulador en vez de financiar al emprendedor”.

Se dejó fuera de todo control a las agencias de notación y a los fondos especulativos”.

Se sometió a los bancos a reglas contables que no suministran ninguna garantía sobre la buena gestión del riesgo pero que, en caso de crisis, contribuyen a agravar la situación en vez de amortiguar el choque”.

Sarkozy concluye: “¡Era una locura de la cual hoy se paga el precio!”.

Como puedes ver, hay mucha locura, una infinita demencia en el medio. Pero Sarkozy no se había dado cuenta hasta ahora. Peor aún, ¡Los nuestros todavía no se enteran!

Muy de acuerdo a su carácter “va-t-en guerre”, Sarkozy amenaza:

La auto regulación para arreglar todos los problemas, ¡se terminó!

El laissez-faire, ¡se terminó!”.

«El mercado que siempre tiene razón, ¡se terminó!

Los especuladores, los estafadores, las multinacionales… ¡tiemblan!

En la misma vena que Michelle Bachelet (o de quién le hace los discursos), Sarkozy busca culpables olvidando que fue ministro y estuvo en el gobierno antes de llegar a ocupar la primera magistratura. Y lanza bravatas que no pasan de ser eso: bravatas. “Cuando las cosas van bien se sabe quién es el responsable porque recibe bonos, remuneración extraordinaria… y cuando las cosas van mal, ¿ya no se sabe quién es responsable?

Sí, Nicolas. Se sabe. George W. Bush, por ejemplo. O el ex presidente de la FED Alan Greenspan alias El Economista (el apodo se lo puso la comunidad financiera por lo pulento que era… hasta antes del cagazo), o bien Larry “haz lo que te salga de la punta del nabo” Summers (el apodo se lo puso la prensa yanqui porque como Secretario del Tesoro fue un desregulador empedernido), o el actual Secretario del Tesoro Henry Paulson que antes de entrar al gobierno fue patrón de Goldman Sachs, institución financiera que ganó mucho dinero especulando con los “subprimes”, y una larga lista de hombres de gobierno yanquis mezclados al mundo de las finanzas tal y como ocurre en el campo de flores bordado.

Pero este tema no es cosa de irresponsables más o menos. Ni de exceso de “codicia”, como lo pone TIME Magazine. Porque la codicia ES excesiva, si no fuese el caso… no sería codicia.

El problema de fondo reside en que estas sacudidas, para llamarlas de algún modo, son consustanciales al capitalismo. Forman parte de la esencia del capitalismo. Las genera el modo de producción capitalista.

Pero Nicolas no quiere oír hablar de ello porque Nicolas quiere salvar al capitalismo. Por eso, después de la andanada contra los supuestos malandrines no identificados responsables de la crisis, Sarkozy se inflama:

La crisis financiera no es la crisis del capitalismo. Es la crisis de un sistema que se alejó de los valores mas fundamentales del capitalismo, que traicionó el espíritu del capitalismo”.

¿Viste? ¡El capitalismo no tiene nada que ver en esta catástrofe!

Para volver al recto camino de la virtud Nicolas te da la receta:

Hace falta un nuevo equilibrio entre el Estado y el mercado, ahora que en todas partes del mundo los poderes públicos se ven obligados a intervenir para salvar el sistema bancario del hundimiento”.

E insiste en la necesaria moralización del negocio:

Si queremos reconstruir un sistema financiero viable, la moralización del capitalismo financiero es la prioridad”. Moralización del capitalismo financiero… Cuando hayas terminado de cagarte de la risa, lee las recetas que siguen:

Habrá que imponerle a los bancos que financien el desarrollo económico en vez de la especulación”. Es como si estuviera hecho…

Hay que atacar el problema de la complejidad de los productos de ahorro y a la opacidad de las transacciones… " Ya ves, la transparencia, siempre la transparencia…

…habrá que decidirse a controlar las agencias de notación que han sido deficientes…” “Deficientes”, las agencias de notación que no vieron venir ninguna quiebra, ninguna crisis, mientras le distribuían excelentes notas no solo a Chile sino también a Lehman Brothers y a productos financieros basura…

A quienes aun creen que las tasas de cambio de las divisas las fija el mercado, Sarkozy les cuenta la firme:

La moneda está en el meollo de la crisis financiera, como está en el meollo de las distorsiones que afectan los intercambios mundiales. Y si no le ponemos coto, el dumping monetario terminará por engendrar guerras comerciales extremadamente violentas y le abrirá el camino al peor de los proteccionismos”.

Esa no va para nadie… Las monedas acusadas de estar artificialmente devaluadas son el dólar y el yuan. Ambas ligadas la una a la otra por decisión de las autoridades chinas.

Sarkozy no se anda con chicas: acusa nada menos que a los EEUU y a China de manipular el curso de sus respectivas divisas, de practicar un “dumping monetario”. ¡Y tú que creías que el valor del dólar lo fijaba el… mercado!

Y no solo tú. Cada día de dios el Banco Central compra millones de dólares para sostener la tasa de cambio de la divisa yanqui… ¡Ingenuos que son!

Así como va, a Sarkozy solo le faltó repetir lo que dijo durante su campaña presidencial: que había que terminar con la “independencia” del Banco Central Europeo. Porque después de todo:

¡Cuando los bancos centrales le hacen todos los días la caja (la tesorería) a los bancos y cuando el contribuyente yanqui se apresta a gastar un billón de dólares (un millón de millones) para evitar la quiebra generalizada, me parece que la cuestión de la legitimidad de los poderes públicos para intervenir en el funcionamiento del sistema financiero es cosa resuelta!

¡Ah que no sería Escalona, presidente de la comisión de hacienda del senado, quién dijese algo parecido ¿Ah?!

Embalado, Sarkozy sirve otro cucharón de sopa:

Sí, ocurre que la auto regulación sea insuficiente. Sí, ocurre que el mercado se equivoque. Sí, ocurre que la competencia sea ineficaz y desleal. Por eso es necesario que el Estado intervenga, que imponga reglas, que invierta, que tome participaciones (en la industria)”.

¡Chuuuuu! ¡Qué fuerte que fue la crisis…!

Sarkozy termina con un mensaje que parece dirigido al gobierno de Chile y a su inefable ministro de Hacienda:

Nada sería peor que un Estado prisionero de los dogmas, encerrado en una doctrina que tuviese la rigidez de una religión”.

Hasta la religión se lleva su cachetada, -yo no fui-, este es Sarkozy, que ya puesto es capaz de cagarse en la madre que lo parió y aconsejar lo inimaginable:

No hay que darle todos los beneficios a los dirigentes y a los accionistas, hay que destinar una parte más grande a quienes con su trabajo crean la riqueza, hay que darle poder adquisitivo a los trabajadores…

A estas alturas tú ya escuchas, o crees escuchar eso de “Arriba los pobres del mundo, de pie los esclavos sin pan…”

Pero nones. Puros saltos y pedos. Se trata de Nicolas Sarkozy, el tipo que promete todo y su contrario, como cualquier otro politicastro derechista.

Por eso el título de esta parida es una advertencia: en medio del marasmo,  “¿Quién le habla de qué a quién?

Luis CASADO – 29/09/2008

Comenta con ayuda de Facebook(*) (Habilitado el 11 de diciembre del 2009): ¡OJO! Se puede comentar escribiendo un mail (no se muestra es solo para validacin) o con cuenta de Facebook.


(*)Algunas versiones de Internet Explorer bloquean esta herramienta social, sugerimos navegar con Firefox, Safari, Opera, Chrome u otro navegador web para hacer y leer los comentarios



1.106.334 lecturas en total tienen las 471 columnas de Luis Casado con 2.349 lecturas en promedio por columna
Columnas de Luis Casado
2017-08-07
El modelo democrático Vaticano
1671 lecturas

2017-08-03
Venezuela in chaos - What the world should do
2303 lecturas

2016-08-12
Lógica implacable
2859 lecturas

2016-08-02
La payasada de los "stress tests"
1822 lecturas

2016-06-24
Great Britain quits… So what?
2187 lecturas

2016-05-25
Reforma laboral
2351 lecturas

2016-05-18
Vivimos en un mundo peligroso
2307 lecturas

2016-05-16
Las mentadas clases medias
2068 lecturas

2016-05-03
La triste verdad…
2017 lecturas

2016-04-15
SOS: la teoría económica se muere
1255 lecturas

2016-04-14
Pesimismo en el FMI ¿Es grave Doctor?
2050 lecturas

2016-01-16
Problema de etiqueta
2390 lecturas

2016-01-06
De la dificultad de nacer. La previsible evolución del jaguar sudamericano
2634 lecturas

2015-12-24
Dime quién es tu ministro de Hacienda y te diré quién eres
2119 lecturas

2015-12-15
La saga de las tasas de la FED
2224 lecturas

2015-12-09
Francia: Desastres anunciados
2152 lecturas

2015-12-07
Los eminentes FDR
2201 lecturas

2015-12-04
The revolving crisis
2138 lecturas

2015-12-03
Jugando a los arúspices
2290 lecturas

2015-12-01
SOS Argentina: el mensaje a los mercados
2220 lecturas

2015-11-18
Era bueno el asado…
2148 lecturas

2015-11-12
La virguería de los PPP
2445 lecturas

2015-10-20
El curro: retorno al futuro
2331 lecturas

2015-10-14
El gran lupanar
2282 lecturas

2015-10-05
Vamos p’atrás
2228 lecturas

2015-09-24
Deutsche Qualität
2204 lecturas

2015-09-22
El corazón partío...
2179 lecturas

2015-08-31
Suelten a Bachelet...
2358 lecturas

2015-08-29
Missing
2197 lecturas

2015-08-24
¿Cuál es más peligroso?
2402 lecturas

2015-08-22
The revolving crisis
2283 lecturas

2015-08-16
Todo es mercancía
2141 lecturas

2015-07-15
La derrota de Grecia, derrota de Europa
2299 lecturas

2015-07-14
Un entierro de primera clase
2223 lecturas

2015-07-13
Lecciones de negociación
1111 lecturas

2015-07-10
La persistencia en el ser
2467 lecturas

2015-07-01
La injusticia tarda, pero llega
2243 lecturas

2015-06-30
Grecia: derrame de hipocresía
2205 lecturas

2015-06-25
Molôn labé (μολὼν λαβέ)
2269 lecturas

2015-06-22
Los consejos de Machiavelli
2291 lecturas

2015-06-20
Nein! Griechenland wird nicht deutsch sein!
2260 lecturas

2015-06-18
Grecia: el problema no es Varoufakis
2347 lecturas

2015-06-01
Julio, la araña y el horario
2370 lecturas

2015-05-29
Terremoto en España
2267 lecturas

2015-05-24
Friedrich II der Große y el molinero
2340 lecturas

2015-05-20
Me llamó Piero
2343 lecturas

2015-05-12
Formalidad, formalismos y formalizados
1269 lecturas

2015-05-06
Eduardo Engel y el milagro de la sanación
2323 lecturas

2015-05-04
Yo trabajo…
2213 lecturas

2015-04-29
La incubadora
2407 lecturas

2015-04-27
El gato de Alicia
2313 lecturas

2015-04-08
Esos polvos trajeron estos lodos
2365 lecturas

2015-04-07
Una distancia grande, como el mundo
2425 lecturas

2015-04-06
Economía real vs economía virtual
2329 lecturas

2015-04-02
Who’s paying the bill?
2458 lecturas

2015-03-24
La gota que desborda el vaso
2306 lecturas

2015-03-17
La gota que desborda el vaso
2570 lecturas

2015-03-16
Oscar y El Yeco
2529 lecturas

2015-03-15
Selon que vous serez puissant ou misérable…
1338 lecturas

2015-03-09
La aguda visión de la Justicia
2452 lecturas

2015-03-05
Hace falta un Míster
2394 lecturas

2015-03-02
De sofismas, cinismos y perversiones
2623 lecturas

2015-02-26
Es dulce ser despreciado por los capullos
2683 lecturas

2015-02-24
En la confianza está el peligro...
2504 lecturas

2015-02-23
No hemos inventado nada
2762 lecturas

2015-02-21
Soberanía
2675 lecturas

2015-02-15
Bancos, fraude fiscal e hipocresía
2996 lecturas

2015-02-04
Leyes reversibles
3062 lecturas

2015-01-30
La pasión Piketty III
2892 lecturas

2015-01-28
Grecia: “A la hora señalada”
2786 lecturas

2015-01-27
La pasión Piketty II
2744 lecturas

2015-01-25
Europa se prepara a la victoria de Syriza
2834 lecturas

2015-01-22
La pasión Piketty
2864 lecturas

2015-01-18
La imagen, Georg Baselitz y los profetas
1839 lecturas

2015-01-14
La excepción francesa
2696 lecturas

2015-01-12
PENTA: ¿dónde está la novedad?
1692 lecturas

2015-01-08
With a little help from my friends
2624 lecturas

2015-01-07
Je suis Charlie (Yo soy Charlie)
2869 lecturas

2015-01-05
¿Mercado del trabajo, o trabajo del mercado?
2593 lecturas

2014-12-31
¡Socorro... Vuelven los rojos!
2691 lecturas

2014-12-29
La curva de Kuznets, San Mateo y la parte del león
2775 lecturas

2014-12-23
Piñera: profesor Ciruela
2680 lecturas

2014-12-18
¿Patria o Muerte? O nos hundimos en el precipicio...
2707 lecturas

2014-12-17
Las güenas malas…
2947 lecturas

2014-12-09
Capital político
2646 lecturas

2014-11-20
Se necesita economista, tratar aquí
1641 lecturas

2014-11-03
No es pura coincidencia…
3037 lecturas

2014-10-27
De nuevo la diarrea... (y el virus Ébola no tiene na’ que ver...)
2954 lecturas

2014-10-25
Mon Dieu comment suis-je tombée si bas?
1676 lecturas

2014-10-10
Nicolas Rolin
3033 lecturas

2014-09-30
We, the People...
1776 lecturas

2014-09-13
Chile... ¿paraíso del “terrorismo”?
3221 lecturas

2014-09-12
La prensa internacional exulta... “El sector financiero brasileño apoya a la candidata presidencial Marina Silva”
2953 lecturas

2014-09-02
El blablá que bajo otros cielos llaman cháchara
3018 lecturas

2014-08-19
Yo soy el descueve (y es poco decir...)
3044 lecturas

2014-08-04
CODELCO: entre latrocinios y recapitalización
1955 lecturas

2014-07-22
Deus ex machina
1998 lecturas

2014-07-19
La reforma tributaria de Andrés
1769 lecturas

2014-07-14
Cómo hacer tortillas sin quebrar huevos (sin juego de palabras...)
2193 lecturas

2014-06-30
Oh... Boy!
1876 lecturas




Hay 25 usuarios visitando www.generacion80.cl

ltimas Columnas
Vengo de un pueblo pequeño... que se llama Til Til por Vólker Gutiérrez
Tierra: medio siglo de la Ley de Reforma Agraria por Manuel Riesco
2016, Venezuela en la encrucijada. La grave crisis económica, social y política por Orlando Caputo
La Codelco de Eduardo Engel por Julián Alcayaga
Venezuela: crisis para todo uso por Ángel Saldomando
Otras noticias
2017-08-01
LUN DESTACA INVESTIGACIÓN EN FUSIÓN NUCLEAR DE LA CChEN
2017-07-27
CONMEMORAN LOS 50 AÑOS DE LA TOMA DE LA UC
2017-07-26
OFICIALIZAN LA POSTULACIÓN DEL FÍSICO LEOPOLDO SOTO NORAMBUENA