Columnas
2010-08-11
4791 lecturas

Arturo Alejandro Muñoz
especial para G80

Lo que nos faltaba: irresponsables agoreros anuncian catástrofe bíblica en Chile para semana próxima

“Acabo de mundo, julio de 1959”: Es conveniente releer el extracto de ese artículo que desmiente a ‘brujos y videntes’, ya que ahora circula un irresponsable (y tal vez interesado) pronóstico señalando que el día 18 de agosto de 2010 algo ‘gravísimo y terrible’ ocurriría en Angostura de Paine, provocando la muerte de miles de personas.

¿NO ES EN el año 2012 cuando se acabará el mundo, según interpretan algunos humanos una leyenda maya? Ahora circula por estas tierras huasas de la región del Libertador un nuevo e irresponsable rumor que, lamentablemente, cada día adquiere mayor fuerza. La voz anónima afirma que el próximo miércoles 18 de agosto de este año 2010 “algo muy grave y catastrófico” ocurriría en las cercanías de Angostura de Paine, aquejando de manera especial al Casino Monticello, ubicado en la entrada norte de la comuna de San Francisco de Mostazal. .

La misma lenguaraz versión asegura que una conocida y mediática vidente habría acudido a Carabineros a estampar allí una de sus ‘visiones’, la cual habla de lo que hemos referido en estas primeras líneas. Todo ello, obviamente, sin confirmación alguna por parte de los lenguaraces, y de la manera más irresponsablemente anónima que es dable encontrar.

Parece que el aburrimiento –producto de la ausencia de mundiales de fútbol, festivales de Viña, realities televisivos y demases- logra parir en la facilona mente de la masa estupideces como esta. No es la primera vez que sucede algo similar, ni será la última, pues a muchos chilenos les fascina escuchar anuncios agoreros y tremebundos que señalen el ‘final de los tiempos’, pero que en los hechos concretos jamás se producen ya que son otras las fuerzas que dibujan el destino de galaxias y nebulosas.

Que el mundo –la Tierra- tarde o temprano dejará de existir, no constituye misterio. El problema reside en que nadie puede aproximar una fecha certera respecto a la desaparición (catastrófica o no) que, algún día, experimentará este hermoso trozo de roca sobre el cual vivimos y viajamos por el espacio estelar.

Hace muchos años, en 1959 para mayor exactitud, un par de ‘brujos’ (chileno uno, mexicano el otro) informó que el último día del mes de julio sería, también, la postrera jornada de nuestra querida y aporreada Tierra.

Según esos ‘profetas’, Dios dejaría caer su castigo sobre nuestro mundo debido a que “los hombres habían pisoteado el orden divino olvidando la frase de Jesús: al César lo que es del César, y a Dios lo que es de Dios”, en alusión subliminal al triunfo de los barbudos revolucionarios cubanos dirigidos por Fidel, Camilo y el Ché, los cuales habían puesto a la Iglesia Católica –ese mismo año 1959- en un sitial muy por debajo de la categoría que ostentaba el gobierno.

Además, cual confirmación de las predicciones agoreras de los ‘brujos’, el día 02 de abril de ese mismo año Juan XXIII ratificó desde El Vaticano las condenas a las alianzas políticas entre católicos y comunistas, dejando al borde de la excomunión a muchos cristianos que ya optaban por la temporalidad de un gobierno socialista, asunto este de las excomuniones que hoy se considera absolutamente feudal, ridículo, e incluso cómico, pero en esos años resultaba muy conveniente para los detentadores de la férula.

Por cierto, muchas de estas predicciones agoreras obedecen a defensas de intereses económicos y/o políticos cuando estos huelen que se les avecinan días tormentosos. En el caso del ‘acabo de mundo’ de 1959 la razón era clara: la iglesia católica y la derecha política unían sus esfuerzos en orden a evitar que el ejemplo revolucionario cubano prendiese en otros países de la región, y por ello amenazaban sin ambages al pueblo, con castigos bíblicos, si los chilenos tuvieran la pretensión de engrosar la izquierda política con sus votos y acciones.

Entonces, resulta también posible que este nuevo rumor de “catástrofe bíblica” -que según los lenguaraces agoreros ocurriría en la zona de Angostura de Paine este 18 de agosto- obedezca al inicio de un plan concebido por uno o más miembros de los think tank derechistas para desviar la atención de los chilenos ante las próximas movilizaciones de estudiantes, trabajadores y comerciantes que han decidido exigir el cumplimiento de las promesas anunciados con bombos y platillos por el actual mandatario durante su campaña.

No es posible encontrar otra explicación al rumor, pues a ello apuntaban antes, lo hacen ahora y seguirán apuntando al mismo objetivo siempre, aprovechando la escasa capacidad de reflexión crítica y de información que caracteriza a gran parte de nuestro pueblo. Afirmo mi convicción en lo anterior gracias a lo que acaeció hace más de cincuenta años, en el invierno de 1959, cuando el establishment de la época hacía ingentes esfuerzos por desacreditar a la incipiente revolución cubana.

Por ello, releer un extracto del artículo “Acabo de mundo, 1959”, publicado hace algunos meses ya, puede ser no solo sano y oportuno, sino también aclaratorio de las intenciones que los poderosos, los dueños del capital y la tierra, manifiestan a través del lenguajeo que sus mejores sirvientes desarrollan en el seno del pueblo para confundir mentes y corazones.

LA LARGA TARDE DEL ‘ACABO DE MUNDO’ EN 1959

El día 29 de julio comenzó a caer una fuerte lluvia sobre Valparaíso y Santiago, a la vez que en las provincias del centro-sur (O’Higgins, Colchagua, Curicó, Talca) el frente de mal tiempo alcanzó niveles de un temporal que abrió las compuertas del cielo durante cuatro días, y que ya el 30 de ese mes había provocado inundaciones, cortando rutas y caminos, estragando el tendido eléctrico y, además, regalándole a una parte de la zona central el más inolvidable concierto de relámpagos, truenos y rayos del que tiene memoria quien suscribe estas líneas (que, a la sazón, contaba con escasos 13 años de vida).

Por motivos familiares, tuve que viajar desde Santiago a Curicó el mediodía del 31 de julio de 1959, precisamente el día del ‘acabo de mundo’ vaticinado por los brujos ya referidos. . Mi abuela me dejó instalado en un carro del tren que salía desde la Estación Central a las 13:20 horas con destino final San Rosendo, el cual realizaba detenciones en cuanto lugar habitado o semi habitado se alzaba entre ambos puntos.

Recuerdo que llovía a cántaros y la tarde era oscura, deprimente. En el carro no viajaban más de 10 personas; en sus caras se reflejaba el síndrome de la indolencia ante la vida y el azar. Bajo el diluvio desatado, y con una marcha bastante lenta, el tren fue dejando atrás las estaciones de Lo Espejo, San Bernardo, Nos, Buin, Linderos, Paine, Hospital, Angostura, San Francisco de Mostazal, Graneros, Rancagua…. me percaté que en ninguna de las detenciones del ferrocarril había subido gente a mi carro; además, en los andenes de aquellos lugares tampoco observé movimiento de posibles pasajeros ni de las consabidas ‘venteras’ (mujeres que vendían dulces, emparedados, tortas, etc., en las estaciones del ferrocarril).

Pasada la ciudad de San Fernando (donde el convoy se detuvo durante quince minutos sin que nadie nos explicara la razón de aquello), el aguacero se convirtió en diluvio acompañado por fuertes ráfagas de viento que azotaban las gotas de lluvia contra las ventanillas de los carros. En medio de una pampa desolada y húmeda que antecedía la entrada a la estación de Teno, el tren detuvo su andar. Frente a la máquina estaba el puente que en ese momento era inundado por el que otrora fuera un pequeño cauce y que se había transformado en un torrente de agua barrosa caracoleando sobre los rieles.

Como si todos los males no fueran suficientes, se desató entonces la tormenta eléctrica que erizó mi piel con su batería de truenos y relámpagos iluminando la oscura tarde, mostrándome el paisaje en lontananza, hasta descubrir incluso los lejanos faldeos de la cordillera. Algunos pasajeros se aventuraron bajando del carro yendo a investigar donde el maquinista lo que estaba acaeciendo.

El relampagueo en el cielo los trajo rápidamente de vuelta a la seguridad del vagón, mojados hasta el alma, y cabizbajos ya que lograron informarse de lo que nadie quería escuchar en ese instante. Era posible que el tren iniciara marcha atrás rumbo a San Fernando, o al menos a Chimbarongo, porque aparentemente resultaba peligroso cruzar aquel puente. No obstante, había que esperar la orden pertinente. Media hora después, habida consideración que desde San Fernando la orden fue ‘siga su ruta’, el maquinista decidió avanzar.

En Teno, otra mala noticia. Un árbol, derribado por el fuerte viento, estaba interrumpiendo la vía cerca de Sarmiento. Había una cuadrilla de trabajadores despejando el lugar, pero este no se encontraría disponible para el tránsito antes de una hora.

A las seis y media de la tarde arribamos, por fin, a Curicó. Era de noche… eso me pareció, pues la oscuridad señalaba que vivíamos un día especial, extraño, doloroso. Llovía tan intensamente como lo había hecho durante toda la tarde. Las calles céntricas estaban vacías y muchos locales y tiendas se encontraban bajando tempranamente sus cortinas metálicas.

Mi ciudad natal se asemejaba a un pueblo fantasma ahogado por las precipitaciones y sacudido por fuertes ráfagas de la ventolera. Corrí como desalado cruzando las calles Prat y Yungay rumbo a la Plaza de Armas, cuyos frondosos árboles y añosas palmeras parecían querer atraparme en sus ramajes, mientras en el cielo se desgajaban relámpagos y truenos.

Llegué finalmente a mi casa en calle Carmen, empapado como marinero que hubiese atravesado el Estrecho de Magallanes, tiritando de frío y de miedo pero feliz por reencontrarme con mi gente, en especial con mi madre.

Sin embargo, el recibimiento de mi vieja no fue de los mejores. “¿Y qué haces tú aquí en un día como este?”, me preguntó luego de abrazarme.

- Mamá, ¿es verdad lo que dicen en Santiago, que hoy se acaba el mundo? –pregunté con temor.

- No prestes oídos a tonteras sin fundamento, mira que a este país siempre se le acaba el mundo cuando llueve más de dos días seguidos.

(O cuando hay un enjambre sísmico, acoto yo ahora, medio siglo después de aquel ‘acabo de mundo’).

Arturo Alejandro Muñoz

Comenta con ayuda de Facebook(*) (Habilitado el 11 de diciembre del 2009): ¡OJO! Se puede comentar escribiendo un mail (no se muestra es solo para validación) o con cuenta de Facebook.


(*)Algunas versiones de Internet Explorer bloquean esta herramienta social, sugerimos navegar con Firefox, Safari, Opera, Chrome u otro navegador web para hacer y leer los comentarios



1.483.334 lecturas en total tienen las 513 columnas de Arturo Alejandro Muñoz con 2.891 lecturas en promedio por columna
Columnas de Arturo Alejandro Muñoz
2017-08-03
El desorden del PS
586 lecturas

2016-08-08
¿Qué quiere y para quién trabaja la Democracia Cristiana?
3646 lecturas

2016-08-02
La neo burguesía fiscal
3420 lecturas

2016-06-24
Chile vive hace años su propio “Brexit”
2583 lecturas

2016-06-20
El duopolio y sus alcaldes en comunas rurales, ¿ridículo… o ridículos?
1589 lecturas

2016-06-14
El enemigo no sólo es la derecha… es el sistema
1491 lecturas

2016-06-07
Cría cuervos... y la actual prensa canalla que siempre apoyaste te arrancará los ojos
2279 lecturas

2016-06-03
"Izquierdistas de orilla" en la Nueva Mayoría
1684 lecturas

2016-05-25
Ante un país en protesta, casta política apuesta al “mal menor”
1211 lecturas

2016-05-11
Redes sociales y prensa "oficial", ¿quién miente más?
1535 lecturas

2016-05-02
Trabajadores analizan nuevas formas de lucha
1591 lecturas

2016-04-29
Revoloteo en gallinero político confirma profundidad de la crisis
1066 lecturas

2016-04-26
¿Va a sufragar en octubre? Entonces lea esto
1222 lecturas

2016-04-21
¿El arte es de izquierda o sólo es arte sin apellidos?
1355 lecturas

2016-04-20
Tu generación y la mía unidas tras el mismo objetivo: Asamblea Constituyente
1279 lecturas

2016-04-12
Ese “centrino” llamado Patricio Aylwin Azócar
2768 lecturas

2016-04-05
Ese mal ejemplo político llamado Chile
1339 lecturas

2016-04-01
Democracia en reversa, dictadura perfecta
1365 lecturas

2016-03-14
¡¡¡A las municipales, a las municipales…!!!
1475 lecturas

2016-03-07
Graban conversación top-secret de dos sediciosos con un general
1496 lecturas

2016-01-20
Tarud, ¿parlamentario asertivo o simplemente bravucón?
1598 lecturas

2016-01-14
Gracias a mis miedos eres rico y estás libre
1547 lecturas

2016-01-11
Ya no hacemos ni haremos Historia
1456 lecturas

2016-01-06
Retazos olvidados para reconstruir una identidad política
1501 lecturas

2016-01-04
El último kilómetro
1561 lecturas

2015-12-13
La función terminó, a sacarse disfraces y caretas
1830 lecturas

2015-12-08
Izquierda latinoamericana sufre fractura en su columna vertebral
1728 lecturas

2015-11-30
No es por la democracia, es por otra cosa
1588 lecturas

2015-11-25
Neoliberalismo a la chilena se toma Argentina. ¿La culpa es del peronismo solamente?
1562 lecturas

2015-11-22
PDC, del éxtasis al regreso a sus raíces y al declive
1821 lecturas

2015-11-05
Que el populacho nos deje robar tranquilos, somos los jefes
2114 lecturas

2015-10-24
Iniciativa privada principal factor del desarrollo: mito empresarial
2228 lecturas

2015-10-21
Asamblea Constituyente: enemigo público número uno
1636 lecturas

2015-10-16
Mamihlapinatapai... en la administración comunal
1762 lecturas

2015-10-08
Señores parlamentarios, ustedes ya carecen de autoridad
1720 lecturas

2015-10-04
Pancho I, ¿pastor de algunos o capo de familia?
2963 lecturas

2015-09-25
La soberbia derrotada y la vanidad humillada
1855 lecturas

2015-09-21
Casos Wal-Mart y Felipe Kast certifican cuán débil es nuestra democracia
1687 lecturas

2015-09-08
Nuestra identidad nacional es la no-identidad
1968 lecturas

2015-08-31
Camioneros de Pinochet... raya para la suma
1900 lecturas

2015-08-27
No hay peor astilla que...
1665 lecturas

2015-08-24
El logro político de la corrupción y la estulticia
1630 lecturas

2015-08-21
Los temidos tres tercios anuncian regreso
1081 lecturas

2015-08-17
No hay tarugos para clavar la rueda de la Historia
1708 lecturas

2015-08-14
Sindicato Parlamentario, un proyecto posible
1250 lecturas

2015-08-09
La crisis política abrió las cloacas
1265 lecturas

2015-07-29
La UDI tiene su propio Ku-Klux-Klan
2049 lecturas

2015-07-23
La calva muerte busca siempre a los mejores
2293 lecturas

2015-07-14
Caso Stoulman-Pessa ¿podría comprometer a Augusto Pinochet Hiriart?
2809 lecturas

2015-07-10
Lo que nos ha enseñado el neoliberalismo
1917 lecturas

2015-07-09
En Chile no hay Bastilla, sólo hay Congreso Nacional
1679 lecturas

2015-07-02
La araña, la telaraña y la maraña
1677 lecturas

2015-06-24
Mirando Chile desde la otra banda
1811 lecturas

2015-06-17
¿Quo vadis, PS?
1715 lecturas

2015-06-15
La copa de la paciencia comienza a rebasarse
1619 lecturas

2015-06-08
Evaluación docente ¿Y el resto de las profesiones, qué?
1907 lecturas

2015-06-04
Este sofrito de democracia tampoco funciona
1971 lecturas

2015-06-01
Miro a Tonka y me reconozco abuelo
2108 lecturas

2015-05-29
Senador JP Letelier, me cuesta mucho creerle
1988 lecturas

2015-05-24
FFEE y el líder revolucionario “Fuenteovejuna”
1851 lecturas

2015-05-19
Soy columnista... no soy candidato, líder ni mago
2168 lecturas

2015-05-12
¡A los botes, o el retorno de los brujo$!
1819 lecturas

2015-05-07
¿Nuevo gabinete? ¡Aquí estoy!
2064 lecturas

2015-05-05
¿A cuál Democracia postulan derecha y empresariado?
1818 lecturas

2015-04-27
El pueblo no es corrupto ni traidor … ustedes sí
2736 lecturas

2015-04-21
Chile: La crisis existe, el sistema naufraga, ¿qué hacer?
1938 lecturas

2015-04-15
Andrés Zaldívar, la “Pimpinela Escarlata” del mega empresariado
2380 lecturas

2015-04-13
¿Son o no responsables los periodistas actuales de esta hecatombe política?
1981 lecturas

2015-04-07
Frente de mal tiempo tormentoso para el gobierno y sus socios derechistas
2116 lecturas

2015-03-28
No es desastre natural, es error humano
2569 lecturas

2015-03-24
Caso CAVAL comprometería a autoridades Región de O`Higgins
2088 lecturas

2015-03-21
Lo siento, pero la mejor cocina es la mía
3252 lecturas

2015-03-17
Todos corruptos... ¿también Michelle?
1996 lecturas

2015-03-15
¿Para quién trabaja realmente esa falsa izquierda oficial?
2114 lecturas

2015-03-06
Peloteros, pelotudos y "pelotehuenses"
2222 lecturas

2015-03-05
Venezuela 2015 no es Chile 1973
1929 lecturas

2015-03-03
Chile en la pitilla
2031 lecturas

2015-02-26
Políticos arrodillados ante el gran capital
2259 lecturas

2015-02-23
Goebbels le corrige la plana a los “honorables’ del Parlamento chileno
2152 lecturas

2015-02-17
El hijo de la jefa, “useful idiot” de Luksic
3018 lecturas

2015-02-13
Nueva tarea para los moralistas que censuran en La Moneda
2553 lecturas

2015-01-30
La UDI se enchula ¿Unidos por Ti? o ¿Unidos por Mí?
2663 lecturas

2015-01-28
Fidel, honor y gloria. Yo te saludo
2585 lecturas

2015-01-18
¡Ahora incluso la Derecha dice ser republicana!
2381 lecturas

2015-01-12
Una pregunta necesaria
2560 lecturas

2015-01-05
Mujer, ¿sientes que de verdad te has liberado?
2195 lecturas

2014-12-31
Si campaña del terror fracasa, ¿qué hará entonces la Derecha?
2188 lecturas

2014-12-29
Si no se acata lo que la Derecha quiere, ¿somos comunistas?
3776 lecturas

2014-12-23
Disquisiciones de un don nadie
2236 lecturas

2014-12-17
¿Podría tener Chile un presidente similar a Pepe Mujica?
2231 lecturas

2014-12-15
Aislada y sola, la UDI hojea el: Manual de los Sediciosos
1826 lecturas

2014-11-27
La UDI ya parece ser Unión Demócrata… In The Pendiente
2329 lecturas

2014-11-25
Mes de circos… y de Teletón, para felicidad de los alcaldes
1576 lecturas

2014-11-10
Mariana, Soledad, Ignacio y Gutenberg; ¿los “sheriff” de la Nueva Mayoría?
1806 lecturas

2014-11-01
Educación, copago, bolicheo y otras yerbas
2498 lecturas

2014-10-29
¿Quién ordenó –o solicitó- a la DINA asesinar al ministro José Tohá?
3005 lecturas

2014-10-22
A mi gente de la década de los 60
2262 lecturas

2014-10-19
Alex Vojkovic, ¿accidente, o secuestro y asesinato?
3701 lecturas

2014-10-16
Cena de amigos permite develar el peligro en que hemos vivido
2089 lecturas

2014-10-02
Soy provinciano, tengo fecha de vencimiento
2486 lecturas




Hay 40 usuarios visitando www.generacion80.cl

òltimas Columnas
Vengo de un pueblo pequeño... que se llama Til Til por Vólker Gutiérrez
Tierra: medio siglo de la Ley de Reforma Agraria por Manuel Riesco
2016, Venezuela en la encrucijada. La grave crisis económica, social y política por Orlando Caputo
La Codelco de Eduardo Engel por Julián Alcayaga
Venezuela: crisis para todo uso por Ángel Saldomando
Otras noticias
2017-08-01
LUN DESTACA INVESTIGACIÓN EN FUSIÓN NUCLEAR DE LA CChEN
2017-07-27
CONMEMORAN LOS 50 AÑOS DE LA TOMA DE LA UC
2017-07-26
OFICIALIZAN LA POSTULACIÓN DEL FÍSICO LEOPOLDO SOTO NORAMBUENA